Nutrición: niños pequeños

Información útil sobre la alimentación de su hijo pequeño

La alimentación de los niños pequeños (desde 1 hasta 3 años de edad) puede ser un desafío. Esto se debe a que, durante esa etapa, se producen varios cambios en el desarrollo. Los niños pequeños buscan la independencia y el control. Su ritmo de crecimiento se ralentiza y con ello suele venir una disminución del apetito. Estos cambios pueden dificultar la hora de la comida. Es importante que los padres proporcionen una estructura y marquen límites al niño. Estas sugerencias pueden ayudar a organizar la hora de las comidas para que su hijo pequeño obtenga la nutrición que necesita:

  • Evite las peleas por los alimentos y las comidas. Intente que la hora de la comida sea agradable.

  • Apague las distracciones como la televisión, las tabletas, los teléfonos móviles y otros aparatos electrónicos durante la hora de la comida.

  • Proporcione comidas y refrigerios con regularidad. No deje que su hijo haga comidas rápidas.

  • Sea flexible con la aceptación de los alimentos, ya que los niños pequeños suelen ser reacios a probar cosas nuevas. Si su hijo rechaza un alimento, no le dé mayor importancia. Vuelva a intentarlo dentro de unos días o semanas. Un niño puede necesitar hasta 12 veces o más para aceptar un nuevo alimento.

  • Sea realista en cuanto a las cantidades de comida. El tamaño de las porciones debe ser aproximadamente un cuarto del tamaño de una porción para adultos.

  • No exija a su hijo dejar el plato limpio al terminar de comer. Esto puede llevar a comer en exceso y desarrollar una relación poco saludable con la comida.

  • Limite la ingesta de jugo. En su lugar, fomente el consumo de frutas enteras.

  • No deje que su hijo se llene con jugo o leche entre comidas. Esto hará que tenga menos hambre a la hora de comer. Si su hijo tiene sed entre comidas, ofrézcale agua.

  • No utilice el postre como premio. Intente servirlo con el resto de la comida.

  • Procure que la comida sea fácil de comer para su hijo:

    • Corte los alimentos en trozos del tamaño de un bocado.

    • Prepare algunos alimentos de manera que sean suaves y húmedos.

    • Sirva los alimentos casi a temperatura ambiente.

    • Utilice carne de res picada en lugar de filete o chuletas.

    • Utilice una cuchara y un tenedor de tamaño infantil con puntas sin filo.

    • Siente a su hijo a una altura cómoda en una silla segura.

  • Siga estos consejos para prevenir el atragantamiento:

    • Agregue poco a poco más alimentos difíciles de masticar.

    • Evite los alimentos difíciles de masticar o tragar. Entre ellos se encuentran las papas fritas, los frutos secos, las zanahorias crudas, los chicles, las gominolas y grandes cantidades de mantequilla de maní.

    • Modifique los alimentos que presentan un riesgo alto. Corte los perros calientes y las uvas en cuartos, y cocine las zanahorias hasta que estén blandas.

    • Supervise siempre a su hijo cuando esté comiendo.

    • Mantenga a su hijo sentado mientras come.

Gráfico de MyPlate donde se ve un equilibro saludable de alimentos.

Elecciones de alimentos saludables

El gráfico de MiPlato (MyPlate) es una guía que puede ayudarlos a usted y a su hijo pequeño a seguir una dieta saludable. El gráfico se enfoca en comer una variedad de alimentos y a la vez fomentar el consumo de la cantidad correcta de calorías y grasas. El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) y el Departamento de Salud y Servicios Humanos han desarrollado el plato de alimentos para guiar a los padres en la selección de comidas para niños mayores de 1 año. El Plan MiPlato (MyPlate) está diseñado para las personas mayores de 1 año que no tienen afecciones de salud permanentes (crónicas).

El gráfico de MiPlato (MyPlate) está dividido en 5 categorías de grupos de alimentos, haciendo hincapié en la ingesta nutricional de lo siguiente:

  • Granos. Los alimentos hechos de trigo, arroz, avena, harina de maíz, cebada u otros cereales son productos elaborados con granos. Algunos ejemplos son el trigo integral, el arroz integral y la avena. Procure que la mayoría de los granos sean integrales.

  • Verduras. Coma verduras variadas. Elija una variedad de verduras y frutas coloridas. Entre ellas, elija las de color verde oscuro, rojo y naranja, legumbres (chícharos y frijoles) y verduras con alto contenido de almidón.

  • Frutas. Cualquier fruta o jugo 100 % de fruta cuenta dentro de este grupo. Las frutas pueden ser frescas, enlatadas, congeladas o secas. Se pueden consumir enteras, cortadas o hechas puré. La Academia Estadounidense de Pediatría recomienda limitar el consumo de jugo a menos de 4 onzas por día para los niños de 1 a 3 años.

  • Lácteos. La leche y sus productos derivados se consideran parte de este grupo. Busque productos sin grasa o con poca grasa, así como aquellos que contengan mucho calcio.

  • Proteína. Elija proteínas magras. Consuma carnes de res y de ave magras o con poca grasa. Varíe su rutina de proteínas. Elija más pescado, frutos secos, semillas, chícharos y frijoles.

Los aceites no son un grupo de alimentos. Pero algunos alimentos son fuentes naturales de aceites y deben incluirse en la dieta. Entre ellos están los frutos secos, algunos pescados, las aceitunas y el aguacate. Reduzca el consumo de grasas animales. 

Incluya el juego activo y la actividad física diaria junto con un plan de alimentación saludable.

Consejos de nutrición y de actividades

Estas sugerencias lo ayudarán:

  • Trate de controlar el momento y el lugar en los que su hijo pequeño come manteniendo un horario regular de comidas diarias. Ofrezca interacción social y demuestre comportamientos alimentarios saludables.

  • Incluya a su hijo en la elección y preparación de los alimentos. Enséñele a elegir alimentos saludables ayudándolo a seleccionar comidas según su valor nutricional.

  • En la medida de lo posible, elija alimentos que contengan estos nutrientes: calcio, magnesio, potasio y fibras. 

  • Respete los tamaños de porciones recomendados para niños.

  • Trate de limitar el tiempo que su hijo pasa frente a la pantalla a menos de 1 hora por día. En su lugar, fomente actividades que requieran más movimiento.

  • Los niños necesitan al menos 60 minutos de actividad física de moderada a intensa la mayoría de los días para tener salud y buen estado físico. Esto también es para mantener un peso saludable durante el crecimiento.

  • Para prevenir la deshidratación, anime a su hijo a beber líquidos con regularidad mientras hace actividad física. También debe beber unos cuantos vasos de agua u otro líquido cuando termine.

Hable siempre con el proveedor de atención médica de su hijo pequeño sobre sus necesidades personales de dieta y ejercicio.

Para obtener más información

Para obtener más información, visite estos recursos:

  • Visite el sitio web MyPlate.gov

  • Visite el sitio web Dietary Guidelines for Americans. Allí puede descargar una copia de las Pautas Alimentarias para Estadounidenses (Dietary Guidelines for Americans), 2020-2025,y encontrar otros recursos nutricionales útiles.

Revisor médico: Brittany Poulson MDA RDN CD CDE
Revisor médico: Diane Horowitz MD
Revisor médico: Heather M Trevino BSN RNC
Última revisión: 8/1/2021
© 2000-2022 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.